jueves, 13 de noviembre de 2014

Libro : Nosotros los racistas de G.A.Amaudruz



En la historia contemporánea, casi no hay vocablo que levante tanta emoción y miedo como racismo. Ninguno engendra más infantilismos y cobardías. Ningún problema es más fatal o más provocativo que el problema racial. Y sin embargo, el destino de la humanidad depende sólo de un examen en profundidad de este problema y de su sola, única e indispensable solución.

Es cierto que la palabra racismo ha sido manoseada, apartada de su concepción verdadera por dilettantes o maníacos, y uno se creería bien inspirado al abandonarla. Así, podríamos reemplazar la palabra «racismo» por la de «racialismo» a fin de escapar tal vez a la mala fama. Pero aquello no nos pondría a salvo de una nueva deformación y añadiría al mal de nuestro tiempo (donde el valor y el sentido de las palabras han acabado en una confusión penosa), dando al mismo tiempo razón a nuestros enemigos. Además, esta adaptación al medio democrático sería sospechosa desde más de un punto de vista. Luego, la honestidad más elemental exige más bien que establezcamos el significado de la palabra racismo en toda su pureza.


Libro : El Ecuador y la Alemania Nazi de Francisco Núñez del Arco Proaño



Esta obra se titulaba originalmente “El Ecuador y el Tercer Reich: una aproximación histórica”, sin embargo, debido a cuestiones de acercamiento al público en general y de difusión de la misma, decidí llamarla “El Ecuador y la Alemania Nazi – Los secretos de una relación ocultada”, por ser Alemania y Nazi, palabras más comunes a los oídos de los ecuatorianos e hispanoamericanos en general. Valga aclarar la poca precisión histórica del término “Alemania Nazi”: El nombre oficial del Estado alemán entre 1871 y 1945 era Deutsches Reich, es decir el Reich o más específicamente el Imperio Alemán, que la historiografía europea separa en tres por su periodicidad, el primero siendo el Sacro Imperio Romano Germánico desde Carlomagno hasta su disolución en tiempo de Napoleón; el segundo, el Imperio bajo la dinastía Hohenzollern entre 1871 y 1918; y el tercero (que fue anunciado como un Imperio de mil años, de los cuales tan solo han existido doce hasta el momento) siendo la Alemania bajo el régimen Nacionalsocialista desde 1933 a 1945, vulgarmente denominada esa doctrina política como nazi, vocablo que por cierto posee un carácter peyorativo desde sus inicios. Arthur Moeller van den Bruck (fallecido en 1925), uno de los pensadores más característicos de la Revolución Conservadora Alemana, preconizó en su libro de 1923 Das Dritte Reich (El Tercer Reich o el Tercer Imperio) el resurgimiento de Germania.  

Este libro está constituido de hechos. Es decir, el autor se ha remontado a las fuentes documentales y bibliográficas citadas al final; y se ha informado del resto mediante los historiadores y los testimonios cuya ciencia e integridad nadie pone en duda.
Pero precisamente porque este libro está constituido de hechos y no de mero discurso, no está dirigido a todos los lectores.

Todo aquel que no posea un espíritu completamente libre de toda noción preconcebida; aquel que crea que la historiografía oficial cuenta toda la verdad, o por lo contrario que no cuenta nada de cierto; o que es una vergüenza el haber estado relacionado con el Tercer Reich; tal lector no debe abrir el libro que le ofrecemos. Jamás podría tolerarlo y comprenderlo, tal como no puede tolerar y comprender la mayor parte de los hechos que componen la trama de su existencia.

Libro Fascismo Revolucionario de Federico Rivanera Carles



La consigna mundial del antifascismo lanzada por el marxismo hace más de cuarenta años, conjuntamente con la propaganda de las plutodemocracias, respondía al objetivo de destruir la verdadera imagen revolucionaria del movimiento fascista ante los trabajadores, haciéndolo aparecer como la encarnación diabólica del gran capital en crisis . Para alcanzar tal finalidad se llegó al extremo de aplicar el calificativo de fascista, sobre todo después de la última guerra, a los gobiernos burgueses, a los capitalistas, a  los círculos reaccionarios y hasta al mismo imperialismo norteamericano (sin cuyos ejércitos, por cierto, el comunismo hubiera sido aniquilado por las potencias del Eje), es decir, precisamente a los enemigos del fascismo.

Tal estrategia es explicable: el fascismo (entendiendo tal concepto en su sentido más amplio) constituye el enemigo más implacable del bolcheviquismo, a quien ha infligido una derrota ideológica aplastante, barriéndolo de la escena en aquellos países en donde aquel se desarrolló.

FASCISMO REVOLUCIONARIO descubre una realidad "increíble " para los engañados por los "apóstoles" del proletariado: ¡el tan denostado régimen realizó la socialización y fue el marxismo quien la ahogó sangrientamente con el apoyo descarado de la alta finanza internacional!

También ciertos reaccionarios que llegaron a creerse fascistas siguiendo el esquema bolchevique de que el fascismo defiende el “orden" burgués, comprobarán asombrados la verdadera naturaleza de un movimiento respecto al cual serán siempre absolutamente extraños.

FASCISMO REVOLUCIONARIO es, como puede verse, un texto fundamental para quienes luchan por un Nuevo Orden, más allá del capitalismo burgués y del capitalismo burocrático marxista.


domingo, 10 de agosto de 2014

Pachacutec Inca Yupanqui





Pachacutec Inca Yupanqui, Militar, político y Emperador del imperio Inca, único gran y extenso Imperio en la historia sudamericana, fuel 9no gobernante, convirtió un simple curacazgo en un gran imperio.


Pachacutec tomo este nombre tras una profecía contada por su padre cuando este aún era niño, “El fin del mundo inca” el pachacuti! De muy pequeño se sentiría fascinado por la idea de cambiar esto! Asi que tomo el nombre de Pachacutec, “El que cambia el mundo o el que da inicio a algo”.

Desde muy pequeño pachacutec no tenía el cariño de su padre, cosa que si tenía su hermano Inca Urco, esto siempre le causo una molestia .
Ya de grande dirigió una defensa militar ante el Fastidioso ejército Chanca mientras que su hermano Inca Urco habían huido del señorío, la victoria sobre los chancas hizo que Huiracocha Inca lo reconociera como su sucesor, Algo que demostró su ya casi divino origen! Fue la presencia de las majestuosas bestias “Amaru” en la batalla de Incas y Chancas .
Además de conquistador, guerrero y emperador, diversas crónicas afirman que fue también un político, gran administrador de recursos - hombres, filósofo, observador de la psicología humana y carismático general que tenía la confianza absoluta de todos sus soldados, Estos lo admiraban cada vez que le veían luchar valerosamente.
Y es para mi el mejor general de la historia en este continente ya que al igual que Alejandro III era completo en muchos sentidos.
En los mitos y leyendas cuentan que los Incas podian convertirse en fieras
Pachacutec es considerado patrono de los comandos del Ejército del Perú.



martes, 18 de febrero de 2014

MITOLOGÍA INCA




"¡Ah Pachayachachi!. Por poco tiempo me diste vida y me dispensaste tus favores; haz que padezca lo mismo que yo y sus ojos vean lo que yo veo quien ahora me hace sufrir"

Inca Huascar

El imperio Inca comprendió, en la época de su mayor extensión, los actuales territorios del Ecuador, Perú, Bolivia, el Noroeste Argentino, la mitad del norte de Chile y la parte meridional de Colombia. La religión de los incas fue en un principio sencilla, solo adoraban a Viracocha (Dios creador), Inti, etc., a los cuales rendían ritos y sacrificios, al igual que otras mitologías, algunos dioses se repetían o eran llamados igual en distintas provincias del Imperio Inca, aunque posteriormente todos estos dioses se unificaron para formar el verdadero panteón inca de divinidades.

Dioses Incas

VIRACOCHA: (Illa Viracocha Pachayachachi), (Esplendor originario, Señor, maestro del mundo), fue la primera divinidad de los antiguos Tiahuanacos, proveniente de Titicaca, al igual que su homónimo Quetzalcoatl, surgió del agua, creó el cielo y la tierra y la primera generación de gigantes que vivían en la oscuridad, dado que el culto del Dios creador suponía un concepto intelectual y abstracto, dicho culto estuvo limitado a la nobleza. Igual como el Dios Nórdico Odín, Viracocha fue un dios nómada, y como aquél, tenía un compañero alado, el pájaro Inti, gran sabedor incluso de los acontecimientos futuros.
INTI: (El Sol), llamado "Siervo de Viracocha", ejercía la soberanía actual en el plano divino, del mismo modo que un intermediario, el Emperador, llamado "Hijo de Inti", reinaba sobre los hombres. Inti era la divinidad popular más importante, se adoraba en múltiples santuarios, para rendirle ofrendas de oro, plata y ganado, así como las llamadas vírgenes del Sol.
MAMA QUILLA: (Madre Luna), Esposa del Sol, y madre del firmamento, de ella se tenía una estatua en el templo del Sol, a la cual una orden de sacerdotisas le rendía culto, dicha orden se extendía a lo largo de toda la costa.
PACHA MAMA: "La Madre Tierra", tenía un culto muy extendido por todo el imperio, puesto que era la encargada de propiciar la fertilidad en los campos.
PACHACAMAC: Casi una reedición de Viracocha, venerado en la costa central y más tarde incorporada al Imperio Inca.
MAMA SARA: (Madre del Maíz).
MAMA COCHA: (Madre del Mar).

ALGUNAS LEYENDAS:

La Primera Creación: "Caminaba por las inmensas y desiertas pampas de la meseta Viracocha Pachayachachi, "el hacedor de las cosas", después de haber creado el mundo en un primer ensayo como si se tratara de un bosquejo, sin luz, sin sol y sin estrellas. "Pero cuando vio que los gigantes eran muchos más grandes que él, dijo: No es conveniente crear seres de tales dimensiones, ¡me parece mejor que tengan mi propia estatura! Así creó Viracocha los hombres según sus propias medidas, tal como son hoy en día, pero aquellos vivían en oscuridad".
La Maldición: Viracocha ordeno a los hombres, vivir en paz, orden y honrarle, pero aquellos se entregaron a la mala vida, los excesos y fue así como el Dios creador, los maldijo, convirtiéndolos en piedras o animales, algunos quedaron sembrados en la tierra, otros fueron absorbidos por las aguas, finalmente arrojo sobre ellos un diluvio en el cual todos perecieron.

La Segunda Creación: Solo tres hombres quedaron con vida, y con el recado de ayudarlo en su nueva creación, luego de pasado el diluvio, "el maestro del mundo", decidió dotar a la tierra con luz, y fue así como junto con sus tres súbditos ordenó que brillase el sol, la luna y las estrellas y ocuparan su lugar en el vasto firmamento. 



lunes, 3 de febrero de 2014

Somos un país de ORO


Exaltando nuestra nacionalidad ancestral...CONSUMAMOS PRODUCTO NACIONAL.
Hermosa publicidad de corte nacionalista y llevar el nombre de la patria nuestra desde el pasado al presente,por una vuelta a la gloria del ser orgullosamente MILENARIOS e IMPERIALES.

Un ejemplo del como hacer una correcta publicidad,con nuestros colores,nuestra visión y la misión de amar cada vez más a nuestro Perú.

jueves, 26 de diciembre de 2013

El Mariscal Eloy Ureta y el Generalísimo Francisco Franco






El Mariscal Eloy Ureta (1892-1965) comandó las fuerzas peruanas durante la guerra con el Ecuador en 1941. Su ascenso a Mariscal en reconocimiento a los servicios prestados se dió en 1946 y en 1949 fue nombrado embajador del Perú en España, cargo que ocupó hasta 1955, año en que se retiró de toda actividad pública por motivos de salud. En la foto adjunta se ve al mariscal Ureta imponiendo la Gran Cruz de la Orden de Ayacucho al Generalísimo Francisco Franco. La foto, desafortunadamente, no indica la fecha.

Siempre en el recuerdo general y presidente Luis Miguel Sánchez Cerro




"Mi gobierno no puede permitir que en el país se prediquen doctrinas de destrucción y 

odio,ni tampoco que el Perú sea hogar de una secta que llega hasta el crimen en su 

locura por convertirlo en la llamada célula de un organismo internacional"




Luis Miguel Sánchez Cerro (1930-1931 / 1931-1933)

Presidente del Perú

Gloriosos triunfos de las armas peruanas






-GUERRA CONTRA LA GRAN COLOMBIA (1828-1829)
Simón Bolívar nos declaró la guerra en 1828 para anexarse Tumbes, Jaén y Maynas. Después de una victoriosa campaña marítima nuestras fuerzas tomaron Guayaquil e incursionaron hasta Cuenca. La paz se reestableció solo cuando la Gran Colombia reconoció que Tumbes, Jaen y Maynas son peruanas (Tratado Larrea-Gual de 1829). En esta guerra destacó el moqueguano Domingo Nieto.

-GUERRA CONTRA BOLIVIA (1837-1839)
El general Andrés de Santa Cruz nos invadió en 1836 para imponer una confederación con claro predominio de Bolivia sobre el Perú. En enero de 1839 los generales Agustín Gamarra y Ramón Castilla con apoyo de tropas chilenas derrotaron al militar boliviano en la batalla de Yungay. Se restauró así la unidad y la soberanía nacional.

-GUERRA CONTRA ECUADOR (1858-1860)
Ecuador le cedió a los ingleses una región peruana en la cuenca del río Pastaza. El presidente Ramón Castilla invadió y tomó Gayaquil y no se retiró hasta que el dictador Guillermo Franco de Ecuador reconoció la peruanidad de la zona mencionada mediante el Tratado de Mapasingue de 1860.

-GUERRA CONTRA ESPAÑA (1865-1866)
Una escuadra española se apoderó de las islas de Chincha en 1864. Una ola de indignación nacional fue liderada por el general Mariano Ignacio Prado en cuyo gobierno se derrotó y expulsó a los invasores con el Combate del 2 de Mayo en 1866.

-GUERRA CONTRA ECUADOR (1941)
Ecuador pretendía "recuperar" Tumbes, Jaen y Maynas, pero las fuerzas peruanas al mando de Eloy Ureta acabaron con esa pretención, incluso incursionaron en la provincia ecuatoriana de El Oro en julio de 1941. En enero de 1942 Ecuador firmó el Protocolo de Río de Janeiro reconociendo la peruanidad de Tumbes, Jaen y Maynas. En esta guerra se inmoló el aviador José Abelardo Quiñónez.

-GUERRA CONTRA ECUADOR (1981)
En 1981 tropas ecuatorianas se apoderaron de la zona llamada Falso Paquisha hasta que nuestro ejército las derrotó contundentemente y las desalojó rápidamente.

viernes, 20 de septiembre de 2013

COLECCIÓN DE 31 LIBROS SOBRE LA HISTORIA DE LA FALANGE



Falange Española

Puntos iniciales


F.E., 7 diciembre 1933
1. España

Falange Española cree resueltamente en España.
España no es un territorio.
Ni un agregado de hombres y mujeres;
España es, ante todo, una unidad de destino;
Una realidad histórica;
Una entidad, verdadera en sí misma, que supo cumplir -y aún tendrá que cumplir- misiones universales.
* * *
Por lo tanto España existe:
  1° Como algo distinto a cada uno de los individuos, y de las clases y de los grupos que la integran.
  2° Como algo superior a cada uno de esos individuos, clases y grupos, y aún al conjunto de todos ellos.
* * *
Luego España, que existe como realidad distinta y superior, ha de tener sus fines propios.
Son esos fines:
  1° La permanencia en su unidad.
  2° El resurgimiento de su vitalidad interna.
  3° La participación, con voz preeminente, en las empresas espirituales del mundo.

2. Disgregaciones de España


Para cumplir esos fines España tropieza con un gran obstáculo: está dividida;
  1° Por los separatismos locales.
  2° Por las pugnas entre los partidos políticos.
  3° Por la lucha de clases.
* * *
El separatismo ignora u olvida la realidad de España. Desconoce que España es, sobre todo, una gran unidad de destino.
Los separatistas se fijan en si hablan lengua propia, en si tienen características raciales propias, en si su comarca presenta clima propio o especial fisonomía topográfica.
Pero -habrá que repetirlo siempre- una nación no es una lengua, ni una raza, ni un territorio. Es una unidad de destino en lo universal.
Esa unidad de destino se llamó y se llama España.
Bajo el signo de España cumplieron su destino -unidos en lo universal- los pueblos que la integran.
Nada puede justificar que esa magnífica unidad, creadora de un mundo, se rompa.
* * *
Los partidos políticos ignoran la unidad de España porque la miran desde el punto de vista de un interés parcial.
Unos están a la derecha.
Otros están a la izquierda.
Situarse así ante España es ya desfigurar su verdad.
Es como mirarla con sólo el ojo izquierdo o con sólo el ojo derecho: de reojo.
Las cosas bellas y claras no se miran así, sino con los dos ojos sinceramente, de frente.
No desde un punto de vista parcial, de partido, que ya, por serlo, deforma lo que se mira.
Sino desde un punto de vista total, de Patria, que al abarcarla en su conjunto corrige nuestros defectos de visión.
* * *
La lucha de clases ignora la unidad de la Patria porque rompe la idea de la producción nacional como conjunto.
Los patronos se proponen, en estado de lucha, ganar más.
Los obreros también.
Y, alternativamente, se tiranizan.
En las épocas de crisis de trabajo, los patronos abusan de los obreros.
En las épocas de sobra de trabajo, o cuando las organizaciones obreras son muy fuertes, los obreros abusan de los patronos.
Ni los obreros ni los patronos se dan cuenta de esta verdad: unos y otros son cooperadores en la obra conjunta de la producción nacional.
No pensando en la producción nacional, sino en el interés o en la ambición de cada clase, acaban por destruirse y arruinarse patronos y obreros.

3. Camino de remedio


Si las luchas y la decadencia nos vienen de que se ha perdido la idea permanente de España, el remedio estará en restaurar esa idea.
Hay que volver a concebir a España como realidad existente por sí misma;
Superior a las diferencias entre los pueblos;
Y a las pugnas entre los partidos;
Y a la lucha de clases.
Quien no pierda de vista esa afirmación de la realidad superior de España, verá claros todos los problemas políticos.

4. El Estado


Algunos conciben al Estado como un simple mantenedor del orden; como un espectador de la vida nacional, que sólo toma parte en ella cuando el orden se perturba, pero que no cree resueltamente en ninguna idea determinada.
Otros aspiran a adueñarse del Estado para usarlo, incluso tiránicamente, como instrumento de los intereses de su grupo o de su clase.
Falange Española no quiere ninguna de las dos cosas: ni el Estado indiferente, mero policía, ni el Estado de clase o de grupo.
Quiere un Estado creyente en la realidad y en la misión superior de España;
Un Estado que, al servicio de esa idea, asigne a cada hombre, a cada clase y a cada grupo, sus tareas, sus derechos y sus sacrificios;
Un Estado de todos: es decir, que no se mueva sino por la consideración de esa idea permanente de España; nunca por sumisión al interés de una clase ni de un partido.

5. Supresión de los partidos políticos


Para que el Estado no pueda nunca ser de un partido, hay que acabar con los partidos políticos.
Los partidos políticos se producen como resultado de una organización política falsa: el régimen parlamentario.
En el Parlamento unos cuantos señores dicen representar a quienes los eligen. Pero la mayor parte de los electores no tienen nada de común con los elegidos: ni son de las mismas familias, ni de los mismos municipios, ni del mismo gremio.
Unos pedacitos de papel depositados cada dos o tres años en unas urnas, son la única relación entre el pueblo y los que dicen representarle.
* * *
Para que funcione esa máquina electoral, cada dos o tres años hay que agitar la vida de los pueblos de un modo febril.
Los candidatos vociferan, se injurian, prometen cosas imposibles.
Los bandos se exaltan, se increpan, se asesinan.
Los más feroces odios son azuzados en esos días. Nacen rencores que durarán acaso para siempre y harán imposible la vida en los pueblos.
Pero a los candidatos triunfantes ¿qué les importan los pueblos?
Ellos se van a la capital a brillar, a salir en los periódicos y a gastar su tiempo en discutir cosas complicadas, que los pueblos no entienden. 
* * *
¿Para qué necesitan los pueblos de esos intermediarios políticos?
¿Por qué cada hombre, para intervenir en la vida de su nación, ha de afiliarse a un partido político, o votar las candidaturas de un partido político?
Todos nacemos en una familia.
Todos vivimos en un municipio.
Todos trabajamos en un oficio o profesión.
Pero nadie nace ni vive, naturalmente, en un partido político.
El partido político es una cosa artificial, que nos une a gentes de otros municipios y otros oficios, con los que no tenemos nada común, y nos separa de nuestros convecinos y de nuestros compañeros de trabajo, que es con quienes de veras convivimos.
* * *
Un Estado verdadero, como el que quiere Falange Española, no estará asentado sobre la falsedad de los partidos políticos, ni sobre el Parlamento que ellos engendran.
Estará asentado sobre las auténticas realidades vitales:
  La familia;
  El municipio;
  El gremio o sindicato.
Así el nuevo Estado habrá de reconocer la integridad de la familia como unidad social; la autonomía del municipio como unidad territorial, y el sindicato, el gremio, la corporación, como bases auténticas de la organización total del Estado.


6. Superación de la lucha de clases


El nuevo Estado no se inhibirá cruelmente de la lucha por la vida que sostienen los hombres.
No dejará que cada clase se las arregle como pueda para librarse del yugo de la otra o para tiranizarla.
El nuevo Estado, por ser de todos, totalitario, considerará como fines propios los fines de cada uno de los grupos que lo integren, y velará, como por sí mismo, por los intereses de todos.
La riqueza tiene como primer destino mejorar las condiciones de vida de los más, no sacrificar a los más para lujo y regalo de los menos.
El trabajo es el mejor título de dignidad civil. Nada puede merecer más atención al Estado que la dignidad y el bienestar de los trabajadores.
Así considerará como primera obligación suya, cueste lo que cueste, proporcionar a todo hombre trabajo que le asegure no sólo el sustento, sino una vida digna y humana.
Eso no lo dará como limosna, sino como cumplimiento de un deber.
* * *
Por consecuencia, ni las ganancias del capital -hoy, a menudo, injustas- ni las tareas del trabajo, estarán determinadas por el interés o por el poder de la clase que en cada momento prevalezca, sino por el interés conjunto de la producción nacional y por el poder del Estado.
Las clases no tendrán que organizarse en pie de guerra para su propia defensa, porque podrán estar seguras de que el Estado velará sin titubeo por todos sus intereses justos.
Pero sí tendrán que organizarse en pie de paz los sindicatos y gremios, porque los sindicatos y los gremios, hoy alejados de la vida pública por la interposición artificial del Parlamento y de los partidos políticos, pasarán a ser órganos directos del Estado.
* * *
En resumen.
La actual situación de lucha considera a las clases como divididas en dos bandos, con diferentes y opuestos intereses.
El nuevo punto de vista considera a cuantos contribuyen a la producción como interesados en una misma gran empresa común.

7. El individuo


Falange Española considera al hombre como conjunto de un cuerpo y un alma; es decir, como capaz de un destino eterno; como portador de valores eternos.
Así pues, el máximo respeto se tributa a la dignidad humana, a la integridad del hombre y a su libertad.
Pero esta libertad profunda no autoriza a tirotear los fundamentos de la convivencia pública.
No puede permitirse que todo un pueblo sirva de campo de experimentación a la osadía o a la extravagancia de cualquier sujeto.
Para todos la libertad verdadera, que sólo se logra por quien forma parte de una nación fuerte y libre.
Para nadie la libertad de perturbar, de envenenar, de azuzar las pasiones, de socavar los cimientos de toda duradera organización política.
Estos fundamentos son: la autoridad, la jerarquía y el orden.
* * *
Si la integridad física del individuo es siempre sagrada, no es suficiente para darle una participación en la vida pública nacional.
La condición política del individuo sólo se justifica en cuanto cumple una función dentro de la vida nacional.
Sólo estarán exentos de tal deber los impedidos.
Pero los parásitos, los zánganos, los que aspiran a vivir como convidados a costa del esfuerzo de los demás, no merecerán la menor consideración del Estado nuevo.

8. Lo espiritual


Falange Española no puede considerar la vida como un mero juego de factores económicos. No acepta la interpretación materialista de la Historia.
Lo espiritual ha sido y es el resorte decisivo en la vida de los hombres y de los pueblos.
* * *
Aspecto preeminente de lo espiritual es lo religioso.
Ningún hombre puede dejar de formularse las eternas preguntas sobre la vida y la muerte, sobre la creación y el más allá.
A esas preguntas no se puede contestar con evasivas: hay que contestar con la afirmación o con la negación.
España contestó siempre con la afirmación católica.
La interpretación católica de la vida es, en primer lugar, la verdadera, pero es además, históricamente, la española.
Por su sentido de catolicidad, de universalidad, ganó España al mar y a la barbarie continentes desconocidos. Los ganó para incorporar a quienes los habitaban a una empresa universal de salvación.
* * *
Así, pues, toda reconstrucción de España ha de tener un sentido católico.
Esto no quiere decir que vayan a renacer las persecuciones contra quienes no lo sean. Los tiempos de las persecuciones religiosas han pasado;
Tampoco quiere decir que el Estado vaya a asumir directamente funciones religiosas que correspondan a la Iglesia;
Ni menos que vaya a tolerar intromisiones o maquinaciones de la Iglesia con daño posible para la dignidad del Estado o para la integridad nacional;
Quiere decir que el Estado nuevo se inspira en el espíritu católico tradicional en España y concordará con la Iglesia las consideraciones y el amparo que le son debidos.

9. Conducta


Esto es lo que quiere Falange Española.
Para conseguirlo llama a una cruzada a cuantos españoles quieran el resurgimiento de una España grande, libre, justa y genuina.
Los que lleguen a esta cruzada habrán de aprestar el espíritu para el servicio y para el sacrificio.
Habrán de considerar la vida como milicia, disciplina y peligro, abnegación y renuncia a toda vanidad, a la envidia, a la pereza y a la maledicencia;
Y al mismo tiempo servirán ese espíritu de una manera alegre y deportiva.
* * *
La violencia puede ser lícita cuando se emplea por un ideal que la justifique;
La razón, la justicia y la Patria serán defendidas por la violencia cuando por la violencia -o por la insidia- se las ataque.
Pero Falange Española nunca empleará la violencia como instrumento de opresión.
Mienten quienes anuncian, por ejemplo, a los obreros, una tiranía fascista;
Todo lo que es haz, o falange, es unión, cooperación animosa y fraterna, amor.
Falange Española, encendida por un amor, segura en una fe, sabrá conquistar a España para España, con aire de milicia.

Falange Española




No es una organización para agredir.
No es un movimiento de reacción disfrazado.
No es un instrumento de nadie.

Falange Española
quiere resueltamente una España
Unida - Optimista - Trabajadora - Justa para los obreros
¡Cueste lo que cueste!
Inscribíos en F.E. - Apartado 546 - Madrid

F. E.
difundirá por España la idea y el espíritu de la
«Falange Española»
Procuradle lectores, suscriptores, anunciantes
Compradla todos los jueves
Dirigid la correspondencia así:
F.E. - Apartado número 546 - Madrid

{Transcripción íntegra del artículo publicado en F.E., Madrid, 7 de diciembre de 1933, número 1, páginas 6-7.}

COLECCIÓN DE 31 LIBROS EN PDF SOBRE LA HISTORIA DE FALANGE
CARPETA DE ARCHIVOS EN MEDIAFIRE:

sábado, 3 de agosto de 2013

Ramiro Ledesma. Obras Completas


Obras Completas de Ramiro Ledesma (PDF comprimidos en 1 archivo ZIP, 5 Mb)
Contenido:

OBRAS COMPLETAS RAMIRO LEDESMA
ÍNDICE

ÉPOCA LITERARIA

El Sello de la Muerte [Libro publicado en 1924]
El Quijote y nuestro tiempo [Libro publicado en 1971 de forma incompleta. Reproducimos la versión integra]
El Joven Suicida. [Inédito firmado por “Ramiro Ledesma”. Original sin fecha] El vacío (cuento metafísico). [Revista gráfica Nuevo Mundo, nº 1591, del 18-VII-1924] La hora romántica. [Inédito. Original sin fecha] PAISAJES Y REFUGIOS. El Lago Castañeda y sus alrededores. [La Esfera, Madrid, año XII, nº 578, 31 de enero de 1925] Ideas. El escepticismo y la vida. [Inédito firmado por "R. Ledesma Ramos". Original sin fecha]

ÉPOCA FILOSÓFICA

Escritos filosóficos. Escritos publicados entre 1927 y 1931, entre otras en las siguientes publicaciones La Gaceta Literaria y Revista de Occidente.

ÉPOCA POLÍTICA

PUBLICACIONES FUNDADAS POR RAMIRO LEDESMA RAMOS
- La Conquista del Estado (1931)
- JONS (Mayo 1933 – Agosto 1934)
- La Patria Libre (Febrero 1935 – Marzo 1935)
- Nuestra Revolución (Julio 1936)

Publicaciones varias (1931 – 1933).

La suspensión de un periódico [El Debate, Madrid, 30 – julio – 1931]
Precisiones. El Nacional-Sindicalismo [La Nación, Madrid, 13 – enero – 1933]
Ideas sobre el Estado [Acción Española, Madrid, 1 – Marzo – 1933]
Movimiento español J.O.N.S. (Juntas de Ofensiva Nacional-sindicalista) Qué son las J.O.N.S. [El Fascio n.° 1, Madrid, 16 de marzo 1933.]
Informaciones. (1931 – 1935).
Heraldo de Madrid. (1935).
Libertad. (1932 – 1934).
Patria Sindicalista. (1935).
Discurso a las juventudes de España. Publicado por Ediciones de La Conquista del Estado, Madrid, 1.935.
¿Fascismo en España? Publicado por Ediciones de La Conquista del Estado, Madrid, 1.935.

CORRESPONDENCIA
Correspondencia escrita entre los años 1925 a 1935

EL ORIGEN DE UN MOVIMIENTO POPULAR (PHILIPP BOUHLER)

Imagen


Del tema Hitler o el Nacionalsocialismo, se ha escrito y dicho de todo, han opinado los comunistas, los capitalistas, los judíos, los demócratas, los negros, los que creen a Hitler un loco. Una premisa les une a todos ellos, son antinazis Una historia democrática sería la que dejase hablar a “nazis” y “antinazis” frente a frente. Lo que se hace es dejar hablar a muchos, al parecer diferentes, pero del mismo bando, el anti Hitler. Pero hasta ahora, a nadie se le ha ocurrido escuchar la opinión de los nacionalsocialistas sobre Hitler, lo que ellos mismos decían de su movimiento. Seriamente, sin tapujos, reproduciendo documentos de la época. 

Este libro cubre un hueco importante. Una visión clara y sencilla sobre el fundador del Nacionalsocialismo y genio de nuestro siglo. Su autor, F. Bouhler, era gauleiter del NSDAP. Es decir un nacionalsocialista, que escribió este libro como tal. Evidentemente, se puede alegar que es un libro partidista. Después de leerlo, uno está seguro que como mucho, es menos partidista que los que hasta ahora se han publicado. Es, eso sí, la parte Nacionalsocialista de esa tribuna de la Historia, que siempre intenta evitarla, a la que nunca se deja hablar.

YO RESCATE A MUSSOLINI (KARL RADL) Capitán de las S.S. y segundo jefe de la Misión Skorzeny


yo-rescate-amussolini


La verdadera historia de esa increíble aventura que fué el rescate del Duce, escondido por sus enemigos en la inaccesible cumbre del Gran Sasso, relatada por quien fué segundo jefe y co-gestor de la misión Skorzeny.
Por primera vez llega al público de habla castellana un relato de los dramáticos preparativos y pormenores de esta operación, así como de las tentativas anteriores, cuyos detalles no habían trascendido hasta ahora. Y, también por primera vez, se transcribe para el público, palabra por palabra, los términos de las conversaciones mantenidas por el ex jefe del gobierno italiano con sus salvadores, inmediatamente después de reponerse de la sorpresa que le causó el verlos estrellarse con sus planeadores contra las rocas del Sasso.